MANTENIMIENTO DE PUERTAS AUTOMÁTICAS

mantenimiento puerta automatica

Es muy habitual que nos pregunten como y con que frecuencia deberían realizarse el mantenimiento en las puertas automáticas para mantenerse en el mejor estado posible. La verdad que no es fácil responder. Esto depende mucho del sistema instalado, del número de plazas a las que dan servicio y de la intensidad del tráfico que hay en cada garaje. Por su ubicación o uso a veces pequeños garajes tienen un tráfico tan intenso como otros de mayor espacio.

La importancia del mantenimiento

Como dice el refrán: siempre es mejor prevenir que curar. Es por ello que hacer un mantenimiento preventivo reduce  las incidencias que cualquier puerta automática pueda tener. Pero sobretodo, lo mejor es que gracias a un correcto mantenimiento podrá alargar la vida de sus instalaciones. Suele ocurrir que en algunos casos las comunidades de vecinos confunden revisar y mantener con engrasar constantemente. Algo que evidentemente no es lo mismo y que en la mayoría de casos perjudica más que beneficia.

Para hacer un correcto mantenimiento es necesario revisar, comprobar y ajustar determinados elementos de la puerta y el motor. Lo más habitual es comprobar las fijaciones de la puerta a la pared, las cogidas de la hojas a el marco de la puerta, ajustar las conexiones eléctricas, regular finales de carrera que delimitan la apertura y cierre del conjunto puerta-motor, la regulación de tiempos de trabajo para evitar un uso o ruido excesivo, y por último la limpieza y posterior engrase de los puntos expuestos a movimiento para evitar el consiguiente desgaste de bisagras, puntos de giro, ruedas y roldanas.

En nuestro caso, ofrecemos contratos de mantenimiento para comunidades de vecinos entre Marbella y Málaga. Además de estas revisiones periódicas se añade un servicio de atención en menos de 24 horas desde el aviso de la avería aunque el tiempo medio es inferior a 12 horas. Revisiones cada dos meses y asistencia en fines de semana y festivo.